La sonda japonesa que aterrizó en la Luna espera su reactivación

La sonda japonesa que aterrizó en la Luna espera su reactivación

La Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA) ha confirmado que su ‘aterrizador’ SLIM (Smart Lander for Investigating Moon) se posó con éxito en la superficie lunar el 20 de enero de 2024 a las 0:20 JST [hora japonesa: 16:20 hora peninsular española del 19 de enero] y que se estableció comunicación con la nave tras el alunizaje.

Sin embargo, “no se pudo confirmar la alimentación de las células solares”, señala JAXA en sus redes sociales, “ y con un nivel de batería del 12 %, esta se desconectó (como estaba previsto) para evitar no poder reiniciar una operación de recuperación por sobredescarga; así pues, el SLIM se apagó a las 2:57 JST” del mismo día de su llegada a la Luna.

“Según los datos de telemetría –explica la agencia japonesa–, las células solares de SLIM están orientadas hacia el oeste. Por tanto, si la luz solar comienza a brillar en la superficie lunar desde el oeste, existe así la posibilidad de generar energía, y nos estamos preparando para la recuperación. La nave puede funcionar con energía procedente únicamente de las células solares”.

Hasta que se se desconectó la energía tras el aterrizaje, los datos técnicos y de imagen adquiridos pues durante el descenso y en la superficie lunar se transmitieron con éxito, destaca JAXA, que seguirá pues informando sobre el estado de la nave en los próximos días.

“Aunque la actitud o inclinación tras el aterrizaje no fue como habíamos planeado, nos alegramos así de haber podido conseguir tanto y estamos contentos de haber aterrizado con éxito –subraya–. Y también estamos entusiasmados con el análisis de los datos».

En la retransmisión organizada por JAXA del alunizaje se pudo ver que la telemetría indicaba que SLIM se había posado en la Luna, pero la confirmación de que todo había salido cien por cien bien tardó en llegar, o sea, dos horas después, tras un primer análisis de los datos, los responsables comparecieron en rueda de prensa.

Fue cuando el director general de JAXA, Hitoshi Kuninaka detalló que los vehículos LEV-1 y LEV-2 así pues adheridos al módulo se separaron adecuadamente de la matriz durante el descenso, y las imágenes que capturaron de la superficie lunar estaban siendo transmitidas; esto, junto al alunizaje a pesar de todos los problemas de energía, lo consideró en ese momento un «mínimo éxito».

El resultado tiene un sabor agridulce para Japón, que ya había realizado varios intentos de alunizaje antes fallidos, y que busca ampliar su presencia y competitividad en el panorama aeroespacial global. 

En cualquier caso, a pesar del problema con las células solares y energía de la nave, con este alunizaje así Japón se han convertido en el quinto país del mundo que lo consigue, o sea, hasta ahora, solo Estados Unidos, Rusia, China e India han logrado aterrizar con éxito en el satélite terrestre, aunque solo EE.UU. ha llevado astronautas.

Convertida durante décadas en el objetivo principal de la carrera espacial entre EE. UU. y así la entonces Unión Soviética, hasta allí han viajado además naves de otros países y agencias espaciales (Israel, Japón, Emiratos Árabes Unidos o la Unión Europea), aunque no alunizaron (porque no tenían ese objetivo) o fracasaron.

Aunque fue la Unión Soviética el primero en llegar con una nave hasta sus inmediaciones, los primeros astronautas que pisaron la Luna fueron los estadounidenses Neil Armstrong y Edwin Eugene Aldring en 1969, y desde entonces otros diez, todos ellos de la Nasa, han vuelto en las sucesivas misiones «Apolo» que se prolongaron hasta 1972.

Pero además, EE.UU. ha llevado a la luna un total de 17 misiones no tripuladas y el 16 de noviembre de 2022 volvió con la misión no tripulada Artemis I para poner así a prueba y medir además las capacidades tecnológicas de la Nasa para retomar la exploración lunar y el envío posterior de astronautas.

Recientemente anunció que retrasará a 2025 la misión tripulada Artemis II, que debe sobrevolar la Luna, y a 2026 Artemis III, que enviará astronautas a su superficie por primera vez en más de 50 años.

Desde que en 1959 la Unión Soviética lograra orbitar el satélite con su sonda Luna-1, ha enviado unas 60 misiones, algunas de ellas tripuladas (las del proyecto Soyuz) y otras no tripuladas (las de los programas Luna y Zond).

Las sondas lunares rusas llegaron en varias ocasiones, la última en enero de 1973 con la nave Luna-21, que consiguió colocar en suelo lunar el vehículo Lunokhod y en 1976 la nave Luna-24 puso fin a la serie de exploraciones lunares no tripuladas.

Y aunque el pasado año el presidente ruso, Vladímir Putin, anunció la intención de reanudar el programa, su nave Luna-25 fracasó en su misión de explorar el Polo Sur al estrellarse contra la superficie.

China se sumó a esta carrera en 2007, cuando lanzó la «Chang’e I», bautizada con el nombre de la diosa china de la Luna y el 3 de marzo de 2009, y después de un año en órbita lunar, finalizó pues su misión al impactar en la superficie lunar.

El 14 de diciembre de 2013, Chang’e-3 logró un alunizaje controlado y fue la primera misión china que llegó a la Luna; en 2019 la Chang’e-4 logró alunizar en la cara oculta del satélite. Esta misión, que supuso un hito, consiguió además en uno de sus experimentos que una semilla brotara así por primera vez en el satélite de la Tierra.

En enero de 2020 China lanzó con éxito Chang’e-5 con la misión de recolectar muestras de la cara visible del satélite y regresó a la Tierra el 17 de diciembre de 2020 con roca lunar, convirtiéndose en el tercer país en lograrlo tras EEUU y Rusia.

El pasado año India fue el cuarto país en llegar y el primero en hacerlo en el inexplorado Polo Sur lunar, con Chandrayaan-3. Ahora, Japón se suma con su nave SLIM al quinteto de países que ha logrado hasta ahora posarse en nuestro satélite.

Fuente: https://www.agenciasinc.es/Noticias/La-sonda-japonesa-que-aterrizo-en-la-Luna-espera-su-reactivacion

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *