Leyenda de la Boca de la Verdad de Roma

Leyenda de la Boca de la Verdad de Roma

Según la tradición, los mentirosos que metan la mano en su boca, serán mordidos por ella pues en cierta ocasión cuenta la Historia que cierta mujer romana fue acusada de adulterio por su esposo, y éste decidió que la mejor manera de saber la verdad sería utilizar esta peculiar máscara, o sea, la Boca de la Verdad así sería quien determinaría la inocencia o culpabilidad de la romana.

La mujer a sabiendas de que podría perder su mano y además ser acusada de adulterio, montó entonces una estratagema poco antes de ser sometida a juicio.

En un lugar muy concurrido, su verdadero amante se le acercó y ante los ojos de todos la besó y ella pues indignada, comenzó a gritar pudorosa por el hecho de que la hubieran besado sin su consentimiento.

Llegado el momento del juicio frente a la Bocca della Verità, ella introdujo su mano, y dijo con voz fuerte que juraba no haber besado a nadie que no fuera a su esposo y a aquel hombre que había osado besarla en aquel lugar público.

Y cuenta también la Historia, que desde entonces, la Boca de la Verdad ya jamás volvió a cerrar su boca ni a juzgar a nadie por su inocencia o culpabilidad.

La boca de la Verdad se encuentra situada en la Piazza della Bocca della Verità, junto al Tiber y en la parte sur de la colina Capitolina.

Fuente: https://sobreitalia.com/2008/07/04/la-boca-de-la-verdad-en-roma/

Related Post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *